jueves, 19 de agosto de 2010

Raul Ha

“Donde no suena una guitarra, no corre el viento”.
Marthin Rüther, pirata del Edelweiss. 



Siempre preferí las cosas bien hechas a mano, así como las personas que son capaces de darle vida a un trozo de materia y hacerla hablar por ella misma. En esta era de la tecnología y el futuro rápido que nos lleva quién sabe a dónde, hago un hincapié en el camino para resaltar el trabajo artesanal de aquellas personas que saben tratar las cosas con exquisita delicadeza.
Hay personas en Córdoba que intentan seguir manteniendo tradiciones de antaño en  la construcción de guitarras. Raúl Higueras Aguilera estudioso en la creación de guitarras comienza sus andanzas hace algunos años como un gran reto personal. Construye con maderas nobles, mimando hasta el último detalle, para dar una calidad única , haciendo de cada guitarra un instrumento exclusivo.





 

1 comentario:

  1. Estas fotos si que si...

    Gran artesano y mejor persona.

    ResponderEliminar